¿Te puedo pagar en especie?

Suena mi celular y escucho un:
-Estoy llegando a tu casa.
-¿En serio, tan temprano? Pregunté incrédula – no me he bañado todavía.
-Pilas que no tengo nada que hacer ¡ya llegué!
-Anda está bien, entra, te sientas en la sala y hablas con mi mamá y Saragusto mientras me arreglo.
– !Apúrate! tú si eres puerca que asco!-exclamó con tono gracioso.

Eso me recordó a mi infancia, les confieso que he durado tres días sin bañarme con una pijama parecida a la de Samara, la protagonista de El Aro. Tres días han sido mi record y hubieran sido cuatro pero mi mamá gritó:
– ¡Caro, baja al patio que tu papá te trajo a la yegua de la finca!
Emocionada bajé corriendo las escaleras y “chapundun” me tiró un balde de agua encima mientras me decía:
-¡Pelaita de mierda puerca! ésta es la única forma que encuentro para que vayas a bañarse -dijo sin poder disimular la sonrisa.

“Si es cuestión de confesar nunca duermo antes de diez, ni me baño los domingos”. Ajá lo hace Shakira ahora que no lo haga yo o tú, porque te aseguro que algunas veces todas hemos estado sucios más de un día, la diferencia es que yo tengo piel de bebé y no huelo feo (Risas), eso es lo que dice mi mamá.

Me hago una pregunta: ¿La puerta de mi casa tiene un letrero que dice: Piten y hagan escándalo cuando vengan a buscar a Caro Padilla? Qué pensarán mis vecinos, dirán que aquí vive pura gente loca, porque mis amigos siempre llegan haciendo bulla y ésta vez y aunque se iba a bajar «Pipeton» hizo el acostumbrado escándalo.

Se sentó en la sala y la otra pregunta que me hago es: ¿Que le ven las mamás a «Pipeton» que las enamora? Lo digo porque mi madre lo ama y por lo que le he escuchado otras mamás y mamasitas también. Apenas llegó doña Ana le brindó gaseosa con galleticas y él le dice:

-No te acepto las galleticas porque estoy a dieta- Eso le sonó tan gay.

Yo estaba en el baño escuchando todo y por supuesto aportaba algunos apuntes como:
-Anda Mariquita, ¿estás a dieta?
Mi hermano al escuchar la voz de «Pipeton» sale del cuarto y empiezan a echar cuentos.

Al escucharlos hablar les grito:
-Ahora si llego el que faltaba, “Mi pensamiento eres tú”.
Ese cuento es muy bueno, imagínense que mi hermano se cree poeta y escribe frases tan profundas como la que escribí al principio de este párrafo, ésta la puso en el estatus del Blackberry y desde ese día toda la familia y amigos cercanos nos hemos burlado de él. También dijo otras cosas como: “Te pienso con mis cinco sentidos”. La verdad no sé cómo se consigue tanta novia bonita.

Ahora que «Saragusto» lea esto me va a obligar a que borre el párrafo anterior. Mi mamá vio el borrador de este post y le contó a mi hermano que yo lo iba a ponerlo a la burla pública.
-Mira como tu pongas algo mío en esa vaina te tomo una foto encuera (desnuda) y la publico en Facebook– me dijo Cesar Augusto.
Verdaderamente que hasta la familia amenaza a los periodistas.

Después de aquella tertulia costeña donde mi mamá solo aportaba su risa contagiosa, «Pipeton» se cansó de esperarme o bueno no se cansó, me dijo:
-Me acaba de escribir una “vuelta”, voy termino con eso y enseguida vuelvo. ¡Apúrate!

A la hora regresó y nos fuimos en busca de «La Santa». Cuando estábamos los tres en la camioneta a «Pipeton» se le cayó una botella de Redbull justo al lado del acelerador, yo era su copiloto y me agaché cerca de sus “partes” para recogerlo, cuando de pronto «La Santa» se empieza a reír y dice:
-¡Marica! Miren el taxi de al lado.
El taxista pervertido tenía una cara de sorpresa porque se imaginó que yo me había agachado para hacer otra cosa, la misma cosa que tú también te éstas imaginando. Enseguida me levanté, saludé al taxista con cara de “satisfacción” y nos empezamos a reír descontroladamente.

Llegamos al restaurante y empezamos a actualizar los chismes, hace rato no estábamos los tres juntos. Lo “pututitos” ósea «Pipeton» y «La Santa» se sentaron (cual novios) abrazados y yo de violinista. Entonces me dicen: -Caro tómanos una foto. Se las tomé y luego les digo que yo también quiero una foto con ellos. Llamé al mesero y le pedí el favor que nos tomara la foto, sospecho que algo no está bien cuando ellos se empiezan a reír. Enseguida revise la cámara y me veo con una cara de idiota sonriendo super linda y a ellos dos mirando para otro lado.

Después de muchas risas y cuentos locos llegó el momento de pedir la cuenta, cuando llega el mesero «Pipeton» dice:
-Señor aquí la que paga es la flaca maluca esa- señalándome a mí.
El mesero se acerca y me entrega el papel, yo pongo mi cara más seria y le digo:
-¿Te puedo pagar en especie? Es que no traje efectivo.

Roja como un tomate se le puso la cara al mesero, me miró con incredulidad, se aguantó la risa y se fue casi corriendo. Mientras tanto «La Santa», «Pipeton» y «El Engendro» ósea yo, estábamos ahogándonos de la risa y cuando el mesero regresó se aumentaron las carcajadas, él, mi víctima, me miró un instante con cara de asombro y soltó una risa tímida.

Eran las 10:00 pm, llamamos a mi «Tocaya» para saludarla y le dijimos que íbamos para su casa.
-Bueno pero un rato, estoy en pijama y tengo que estudiar- nos dijo.
Todos nos miramos y sonreímos con cara de maldad. Cuando se montó la raptamos y nos la llevamos a pasear por todo Barranquilla. En aquel recorrido frenamos en un semáforo y justo al lado había una moto, el señor que la manejaba estaba con sus piernas en posición normal pero el dorso de su cuerpo lo tenía abajo.

Imagínense como si tú estuvieras en una moto y quisieras alcanzar con tu mano el piso, bueno así estaba aquel señor. Al ver aquella rareza nos preocupamos. Las hipótesis por aquella extraña posición fueron: “De pronto está borracho, o mareado, o con algún dolor, o se está privando”. Como buena ciudadana me dispuse a ayudar, enseguida bajé el vidrio y le grité fuertemente:
-Señor, señor ¿Qué tiene?

La reacción de ese hombre fue como cuando lo estas “haciendo” con tu novio en el sofá y tu suegra te pilla, o cuando estás en el baño próximo a hacer el oloroso numero dos y alguien entra. La cara que puso aquel motorizado fue de espanto, se puso de pie y dijo:
-¿Qué pasó? ¿qué pasó?- con un tono de voz temblorosa.
Al escuchar nuestras desenfrenadas carcajadas el tipo se emputó y dijo estas palabras mientras «Pipeton» aceleraba:
-Nojoda pelá de mierda, me asustaste -sacudiendo sus manos con enojo.

Al llegar al edificio de mi «Tocaya», ella se despide y se baja del carro. “Tililin tililin” empieza a tocarle el timbre al portero para que le abra la reja, pero el señor no salía. Entonces al ver que aquella mujer en pijama estaba en la puerta de su casa empezamos a gritarle:
-Huy mami ¿A cuánto la hora?, ven acá y damos una vueltecita, me encantan tus piernas carnocitas, estas buena mami… Etc.
Ahora la que estaba roja como un Tomate era ella y ha empezó a gritar:
-¡EVERLARDO ábreme, Evelardoooo!

Esto fue la gota que rebasó el vaso, yo no podía creer en lo que se había convertido una simple salida a cenar, «Pipeton» empezó a pitar y mientras lo hacía gritaba:
-Oye Verg..Larga abre, Verg…Larga- nosotras le hacíamos el coro.
A mi pobre «Tocaya» estaba que le daba un “soponcio”, nos abría los ojos desesperada. Y a los dos segundos apareció «EVELARDO» (con una cara de querernos matar) y le abrió la puerta, enseguida «Pipeton» aceleró y todos gritamos en coro:
-Chao Verg… Larga.

Hoy mi «Tocaya» puso en Twitter: “@caropadi @pipebdez @mimiosorio ya no soy capaz de verle la cara a mi tierno y adorado portero «EVELARDO», desde ayer nada será lo mismo”.

Pobre señor de verdad, yo hace rato hubiera demandado a mi mamá por daños y prejuicios por ponerme un nombre así.

He estado pensando y quiero hablar con alguna empresa que fabrique pañales para adultos con incontinencia leve, es que han sido muchos los comentarios de los fans de mi blog que me dicen que se “orinan de la risa”.

 

The End.

Anuncios

One thought on “¿Te puedo pagar en especie?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s