Elevada

mujer-volando-paraguas-azules

A veces en el colegio, cuando los profesores hablaban yo solo les veía como abrían y cerraban la boca.  No entendía ni escuchaba nada de lo que decían. Vivía elevada,  allá en el mundo de los conejos voladores nivel 500.  Y más en clases de matemática,  así que no me pregunten nunca las tablas de multiplicar.  Principalmente las del 6 para arriba,  y tampoco se tomen la molestia con una división.  Soy de las personas que da gracias al cielo de que exista la marca CASIO.

Gran cantidad de personajes del mundo eran malos estudiantes,  o la gente no daba un peso por ellos.  A continuación,  una lista bien sustanciosa de dichos especímenes…

Steven Spielberg: rechazado 3 veces en la universidad. Dejó todo por hacer “peliculitas”.

Stephen King: frustrado por los malos comentarios de sus allegados tiro su primer novela a la basura.  Su esposa la recuperó.

Michael Jordan: no lo aceptaron en el equipo de Básquet del colegio porque jugaba mal.

Pablo Picasso: mal estudiante desde niño.  No terminó los estudios.

Shakira: no la aceptaron en el coro del colegio,  según porque desentonaba con las coristas.

Albert Einstein: no habló si no hasta los 4 años.  Pensaron que era deficiente mental por lento y antisocial.

………. Y así hay muchos más.

Con esto no quiero insinuar que a mí me pasará igual que a este poco de personajes,  ni más faltaba. Con esto quiero afirmar,  ponerlo por sentado,  nojoda,  ¿Dónde les firmo?… Porque así será. Es que si uno mismo no se cree el cuento,  cómo esperarías que los demás lo creyeran.

Pienso que no solamente debes mirarte al espejo y decirte: “Hola que guapaaa”… también hay que mirarte al espejo todos los días y decirte.  “Vamos por buen camino mija,  pilas que tú puedes.  Y cuidado desistes porque te volverás lo que no quieres ser…  Del montón”. Del montón de gente que tiene una ilusión y no se las ingenia para convertirla en una determinación.

Las personas viven soñando,  solo que algunos se arriesgan y dejan todo para llegar a su meta,  y a otros les asusta tanto el riesgo que se quedan tranquilitos en su zona de confort.  Es válido.  Admiro a ambos.  Tanto a los que quieren tranquilidad,  como a los que les mueve la emoción.

Este fin de semana me senté en la mesa con el gurú de los negocios en Colombia.  80 y pico de años,  casi sordo,  con su esposa de toda la vida al lado,  y con un imperio de empresas atrás.  Las más pequeña de la tantas tiene 800 empleados.  Chachariando me contó la historia de su vida,  me dijo que el inicio de su imperio lo hizo en una camioneta vieja que tenía la caja de cambios dañaba y que sólo andaba en reversa,  y su adorable mujer llevaba la contabilidad de la empresita desde su casa.  Nos reímos,  le mamé gallo hasta decir no más y hasta me dijo que yo era la ideal para su hijo,  que me lo iba a presentar. (Fijo me sale con algún cuarentón).

Pacho es el vivido ejemplo de la gente verraca.  El vivido ejemplo de que en la vida hay gente con mucha suerte. Sí, gente que entre más trabaja, más suerte tiene.

Ayer, la vida me dio un guiño.  De esos que te sacan una sonrisa.  Sonrisa que se me quedó congelada por horas.  Me elevé,  y eso que ya estaba en un piso 26. Todo lo que estaba a mi alrededor desapareció.  Que asamblea ni que asamblea,  eso en mi mente se convirtió en un circo. Tanto,  que saqué mi agenda, pero no para apuntar alguna cita. La saqué para poder anotar las ideas tan geniales que tenía en mente. En conclusión, la saqué para apuntar las características de los personajes que protagonizarán mi próxima novela.

Continuará…

Anuncios

One thought on “Elevada

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s